El Coro de la Universidad va por el sueño de la casa propia

El Coro Universitario del Comahue realizó un balance positivo del 2018 y ahora se prepara para el gran desafío de iniciar la construcción de la sede propia, que estará ubicada en un terreno cedido por el Consejo Superior de la Universidad del Comahue, sobre la calle Libres Pensadores, frente al estacionamiento de la Biblioteca Central.
El coro que dirige el maestro Daniel Costanza realizó tres presentaciones de fin de año, en la Legislatura de Neuquén, el Gimnasio ‘El Escondido’ de la Universidad y en el Anfiteatro ‘El Gato Negro’ de Neuquén. La cuarta, prevista en la Casa Peuser, en la Facultad de Ciencias de la Educación, se vio frustrada por mal tiempo y quedará para el año que viene. Las presentaciones del Coro tuvieron como eje la Defensa de la Universidad Pública.
Costanza también señaló que el Coro cerró una etapa porque dejó el edificio de la Casa del Coro, que ocupó durante dieciocho años en la calle Independencia, para concentrar ahora sí todos los esfuerzos en la construcción de la sede propia y definitiva.
El director del Coro hizo un balance positivo del año y particularmente de los tres conciertos de cierre, en los que se tomó el riesgo de “llevar adelante tres conciertos en espacios distintos, con distinta acústica, y salió todo bien”. Destacó el último concierto, en el del anfiteatro ‘El Gato Negro’, que “tuvo una concurrencia masiva y fue muy distendido”. Costanza agradeció la participación como invitados de la Batucada Cosa é Negro, que utiliza como espacio de ensayo el anfiteatro y convocaron mucho público cuando les tocó ser anfitriones.
El proyecto del edificio consta de dos salas de ensayo, dos baños, un hall de entrada y una pequeña oficina, son unos 150 metros cuadrados en total. “Vamos a meterle energía y celeridad al proyecto de construcción de la casa propia, queremos empezar en el 2019, vamos a colocar el cartel de ‘Proximamente la Casa del Coro’, tenemos el proyecto, es muy interesante y es la tesis final de un egresado de Ingeniería Civil, es un proyecto íntegramente universitario y queremos llevarlo adelante, la sesión que hizo el Consejo Superior en septiembre responde a un pedido de larga data porque hace 33 años que estamos pidiendo el terreno y finalmente llegó la oportunidad”, señaló Constanza.
 Después de casi dos décadas, el Coro ensayará nuevamente en el espacio físico de la Universidad. “Para nosotros es muy importante volver a funcionar en el campus universitario porque vamos a convocar a más estudiantes, es más fácil que la gente pueda volver a ensayar, hasta que tengamos nuestro edificio veremos de conseguir algún aula en la que se pueda colocar algún instrumento y que esté resguardado, y que podamos hacer la práctica coral en los horarios en los que no haya clases y lo que no esté lo iremos inventado hasta que podamos tener nuestra casa”, expresó el director del Coro.
“Estoy enormemente agradecido a la gente del coro que invierte un montón de horas de su vida dos veces por semana para trabajar en este proyecto artístico y estoy muy agradecido con la gente que fue a ver las actuaciones y nos acompañó en el momento más importante, cuando después del trabajo de todo un año podemos entregarlo, y en ese sentido estoy contento porque fue un programa bonito, salió bien, los comentarios que me hicieron fueron muy buenos, después de tanto trabajo y en un año tan particular en el que hablamos tanto de lo político, de lo económico, pero que se nota que lo social está muy dañado, conseguir que un grupo tan numeroso de gente se reúna para cantar y llevar adelante un producto artístico, sin duda tiene mucho mérito, así que estoy feliz”, concluyó el maestro Daniel Costanza.

Fuente: Noticias universitarias